España
 
17 August 2017

Busy Bags: la última moda en entretenimiento para niños en inglés

Si tienes niños y nunca has oído hablar de las Busy Bags… ¡prepárate, porque cada vez están más de moda! ¿Qué son? Pues bolsitas con actividades divertidas y educativas, preparadas y listas para ser usadas en cualquier momento. Prácticas para viajar, para salir de casa, en momentos de espera, en el tren, autobús, avión, en el coche… los niños pueden usarlas para divertirse en cualquier lugar y circunstancia, ¡y además, aprendiendo!

Si buscas en Google encontrarás nada menos que 54 millones de resultados. Hay miles de ideas que puedes usar, copiar o incluso inventarte. Las bolsiltas pueden ser tan sencillas, complicadas, divertidas o coloridas como quieras. Te dejamos aquí algunas ideas de cómo usarlas para que vuestros hijos refuercen sus conocimientos de inglés que además podéis hacer juntos y en familia. ¿Estás listo para empezar la tuya?

1. Colores
La primera Busy Bag que os presentamos ayudará a tus hijos a practicar los colores en inglés. Los colores son uno de los temas más divertidos para practicar y en este caso os proponemos hacerlo en forma de helados: con la palabra escrita practican comprensión lectora, y además podemos hacer que ellos nos pidan el color que más les guste para para practicar la pronunciación.

Un consejo: escribir la palabra del color en ese mismo color les ayudará a identificarlo.

Fuente: thebowblog

2. Números
Jugar al juego de los ‘missing numbers’ es realmente sencillo, y tiene tantas posibilidades como puedas imaginarte. La forma de crearlos no puede ser más sencilla: en unos palitos de helado escribimos números que sigan una secuencia, y en pinzas de la ropa escribimos los números que faltan. Podemos jugar de muchas formas, contar, realizar operaciones, buscar el número que falta en la secuencia… con lo que, además de reforzar el inglés, aprendemos lógica matemática. Si quieres saber más, pulsa en el enlace bajo la imagen.

Fuente: 123homeschool4me.com

3. Palabras
Estos sets de cartas (que se pueden descargar gratuitamente) sirven para practicar no solo la pronunciación de la imagen que contienen, sino para familiarizarnos con el alfabeto en inglés. Usa unas pinzas pequeñas para que tus hijos señalen la letra con la que empieza la palabra. Si son pequeños, practicarán además la psicomotricidad fina.

Fuente: freehomeschooldeals.com

4. Partes del cuerpo
Con unos cuantos recortes de tela podemos crear infinitos monstruos con múltiples ojos, brazos, piernas, narices o bocas. Llena la Busy Bag con esos recortes, escribe en uno de ellos las instrucciones y utiliza el dado para que tus hijos creen al azar su monstruo. Una forma muy divertida de ayudarles a aprender las partes del cuerpo, además de conseguir que lean y pronuncien las palabras.

Fuente: agirlandagluegun.com

5. Contar historias
Por último, os animamos a que so atreváis con esta, que además de bonita es divertida de crear. Primero habrá que buscar las piedras, seleccionarlas y pintarlas. Una vez listo, el juego consiste en sacar una piedra de la bolsa , comenzar una historia con ese elemento e ir añadiendo elementos nuevos según vayan apareciendo. No tienen que contar la historia 100% en inglés, ¡solo asegúrate que digan al menos las palabras clave!

Fuente: brit.co

 

Uso de cookies. Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. Más información

Los ajustes de cookies de esta web están configurados para "permitir cookies" y así ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues utilizando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en "Aceptar" estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar